martes, 4 de agosto de 2015

Molino



foto de Gabriela Rodríguez Vila


Rueda, rueda, molino
respira el aire
para mover tus aspas
y alzar el agua
de las napas telúricas.
Y beba el niño
cuando mira tu rueda,
el sueño que del cielo
rescatas con tu magia
del bajo suelo.
 
Rueda, rueda, molino
porque mañana
tal vez se niegue el viento
a darte alas
y sin su soplo alegre
no habrá respiro
y la tierra y el niño
no habrán bebido
esa ilusión que enrollan
tus agitadas aspas,
cuando el aire las mueve
allá en lo alto,
crujiendo herrumbre
por la tarea
de tu costumbre.
 
Rueda, rueda, molino,
tengo una pena
y si te miro
giran mis ilusiones,
que no son grandes
como mi duelo,
pero al menos me sirven
como consuelo.

 



No hay comentarios:

Publicar un comentario